Tissot Seastar 1000 Chronograph

T120.417.11.041.00

Tissot Seastar 1000 Chronograph

- Hermeticidad hasta 30 bares / 300 metros.

- Diseñado, fabricado y ensamblado en Suiza..


- Envío grauito desde Suiza.
- Cristal de zafiro.

545,00 €
Información sobre el tamaño

Descripción

La colección Tissot Seastar 1000 Quartz Chronograph presenta un alto rendimiento gracias a una impresionante resistencia al agua hasta una presión de 30 bares / 300 m. Su caja y corona roscadas protegen al reloj de los daños, mientras que el bisel de acero unidireccional y su movimiento suizo de cuarzo cronógrafo convierten a estos modelos en un imprescindible para los amantes del buceo.

Este modelo en concreto se presenta con un brazalete de acero inoxidable 316L y una esfera azul, a juego con el bisel, que combina con elementos en color blanco.

El nuevo Seastar 1000 Chronograph ha combinado todos los elementos relojeros para unir dos aficiones, la tradición relojera suiza y el buceo profesional. Es, sin duda, un reloj pensado para los amantes del buceo.

Especificaciones técnicas

  • SKU

    T1204171104100

  • Peso (g)

    180

  • Colección

    T-Sport

  • Género

    Caballero

  • Hermeticidad

    Hermético hasta una presión de 30 bares (300 metros/1.000 pies)

  • Garantía

    2 años de Garantía

El manual de usuario de Tissot ofrece información sobre el uso, el ajuste y el mantenimiento de los distintos modelos de relojes Tissot.

Cristal de zafiro

Cristal de zafiro

Un cristal de zafiro aporta al reloj propiedades como una extrema resistencia a los golpes y una buena legibilidad de la esfera y de las agujas debido a su transparencia. Este material es muy duro, solo superado por el diamante, y se utiliza en la relojería de lujo por su resistencia a los arañazos. El cristal de zafiro puede adoptar varias formas y conferir diseños diferentes al reloj: plano, abombado, cóncavo o esmerilado.
Hermeticidad

Hermeticidad

Tissot somete todas sus cajas a varios controles, incluido el de hermeticidad. Tissot reproduce las condiciones reales del reloj para verificar su capacidad de resistencia a los golpes, a la presión y a la penetración de líquidos, gas o polvo.